Caso práctico

Balizas Leo seleccionadas para proporcionar luz al acceso para vehículos y las zonas verdes. En las instalaciones comerciales de Stockport era necesario iluminar un acceso y un sendero de entrada. Se eligieron las balizas Leo CCT para dar luz a las personas que entraban y salían después del anochecer.

Colocadas a lo largo del borde del acceso para vehículos y junto al sendero de entrada, las pequeñas balizas Leo de Ansell se instalaron por todo el recorrido. Estas balizas de estilo moderno, fabricadas en policarbonato, eran ideales ya que están diseñadas para instalarse en zonas con condiciones climáticas cambiantes, especialmente en zonas costeras gracias a que su estructura en policarbonato, con calificación IP65, soporta todo tipo de condiciones climáticas.

La baliza Leo cuenta con un elemento reflectante blanco con un difusor de policarbonato claro y está disponible en tres tamaños, 450 mm, 750 mm y 1000 mm. Son ideales para entornos residenciales y comerciales de este tipo, y el interruptor CCT permite a los usuarios elegir entre una iluminación en blanco cálido de 3000 k o en blanco frío de 4000 k.

Las balizas Leo CCT también se eligieron gracias a su sencilla instalación. Las balizas se suministran con un kit de montaje para enterrar, pero también se pueden montar en superficie con pernos de anclaje, en función de dónde se instalen. Estas balizas presentan muchas opciones de aplicación, ya que pueden usarse en accesos para vehículos, senderos y aparcamientos e instalarse como parte de una composición paisajística en un jardín, dando luz a zonas verdes después del anochecer.

  Volver a casos prácticos   Download PDF