QUÉ ES LA CCT – GUÍA PARA SELECCIONAR LA TEMPERATURA DE COLOR CORRELACIONADA PARA TU ILUMINACIÓN.

Qué es la CCT - Guía para seleccionar la temperatura de color correlacionada para tu iluminación
¿Alguna vez has entrado en un espacio y te has sentido inmediatamente tranquilo? ¿O has sentido que se agudizaba tu concentración?¿O has notado que una sala parece aireada y luminosa?

Elegir la iluminación de forma correcta puede marcar la diferencia. Sigue leyendo para aprender sobre la temperatura de color correlacionada (CCT) para tu iluminación y cómo puedes crear la sensación perfecta en cualquier espacio, en casa o en la oficina.

¿Qué es la CCT?
El término CCT define la apariencia del color de un LED blanco. La CCT se define en grados Kelvin; una luz cálida está alrededor de 3000 K, el blanco frío alrededor de los 4000 K y la luz natural alrededor de los 6500 K. Cada una de ellas cuenta con sus propios beneficios específicos, y se puede seleccionar en función de tus necesidades ambientales específicas. Cada apariencia de color también está disponible en diferentes estilos para adaptarse a tu espacio, de interior o exterior, un taller o una oficina. Hay una opción de CCT para cada necesidad.

Beneficios de la CCT
Si la comparamos con una fuente de luz media, la CCT es muy superior, ya que ha sido diseñada para crear las condiciones óptimas necesarias en un entorno en particular.

La luz cálida simula el amanecer o la puesta del sol, y puede hacer que un espacio sea más acogedor y confortable. Es una forma maravillosa de invitar a la gente a que pase al vestíbulo de tu hotel o a la habitación de invitados, o incluso a tu propio hogar. La luz neutra y fría simula los cambios de luz a lo largo del día, lo que la convierte en la elección ideal para espacios de oficina; puedes espabilar a tus empleados y aumentar su atención.

Además, cuando eliges la CCT, la luminaria puede tener hasta cuatro temperaturas de color diferentes entre las que elegir. Se pueden cambiar de forma muy sencilla en cualquier momento de su vida útil. Y eso no es todo; además, ahorran espacio. Los mayoristas con existencias de CCT pueden reducir el espacio en las estanterías con múltiples opciones de color en una sola luminaria. Los instaladores que compran luminarias CCT pueden seleccionar la opción de color de la iluminación que mejor se adapte a sus necesidades, y cuentan con la posibilidad de cambiarla después de haber comprado el producto.

Cómo usar la CCT
Contamos con una amplia gama de iluminación CCT seleccionable a tu disposición, lo que significa que puedes elegir la configuración que necesitas. En muchos productos, encontrarás que la temperatura del color es ajustable entre el blanco cálido de 3000 K, el blanco neutro de 4000 K y el blanco frío de 6500 K. Hay incluso algunas opciones para espacios en exteriores. A continuación encontrarás algunas opciones típicas de CCT para los espacios más habituales:

El blanco cálido de 3000 K se utiliza a menudo en zonas residenciales, restaurantes y recepciones de hoteles. Fomenta una sensación cálida y confortable.

El blanco frío de 4000 K se utiliza a menudo en entornos comerciales, supermercados, salas de exposiciones, garajes de exposición, oficinas, entornos educativos, hospitales y en espacios de fabricación. Estimula la agudeza mental y complementa los elementos dentro del espacio.

La luz natural de 6500 K se utiliza habitualmente en estudios gráficos, como luz para realizar tareas, y podemos encontrarla en garajes que no sean de exposición. Es perfecta para espacios donde necesitas realizar tareas detalladas, ya que te proporciona la cantidad de luz óptima.

Si quieres que tu hogar, tu oficina, tu comercio o tu espacio de hostelería (¡y otros!) estén perfectamente iluminados en todo momento, no te equivocarás con las luminarias seleccionables de CCT. Presentan muchos beneficios para entornos domésticos y comerciales, y pueden ayudarte a crear la sensación ideal para tu área en cualquier momento del día.

  Regresar a Noticias y eventos